Los fuegos artificiales hacen sufrir a su mascota

Los fuegos artificiales hacen sufrir a su mascota.
Los fuegos artificiales hacen sufrir a su mascota, provocando angustia, traumas y fobias. La mascota no sabe que lo insoportable va a terminar. Corre de un lado a otro, llora, muerde maderas o fierros. Sufre como si le estuvieran “rompiendolos oídos.”

Los fuegos artificiales no son agradables para estos regalones que muchas veces son parte de la familia. Los veterinarios instan a los propietarios a tomar medidas para minimizar el trauma. “Instamos a los dueños de mascotas y ganaderos que están preocupados por el bienestar de sus animales a que tomen medidas ahora para evitar posibles lesiones y angustias durante los fuegos artificiales”, apuntan desde la Asociación Británica de Veterinaria (BVA).

Muchos animales tienen una audición más aguda que los humanos, por lo que los fuertes golpes y silbidos pueden causar angustia y miedo significativos y conducir al desarrollo de fobias.

En una encuesta realizada por BVA en 2018, uno de cada 14 veterinarios informó haber visto animales con lesiones relacionadas con fuegos artificiales durante el año anterior. Los casos comúnmente reportados fueron las autolesiones causadas por la ansiedad relacionada con los fuegos artificiales, como fracturas en caballos que habían salido disparados de sus prados o lesiones en los dientes de los perros por masticar muebles. El impacto negativo del ruido equivale a que usted escuche algo insoportable que le “rompe los oídos”. Sus oídos sufren y su corazón también.

La vicepresidenta senior de BVA, Daniella Dos Santos, afirma que “los ruidos fuertes y los destellos brillantes de los fuegos artificiales pueden ser extremadamente traumáticos para los animales, desde perros, gatos y conejos hasta ganado, caballos y vida silvestre. “Recomendamos a los dueños de mascotas (…) que consulten con su veterinario con la mayor anticipación posible para discutir las opciones…”  “Aunque no espere que su mascota esté ansiosa, considere la posibilidad de permanecer cerca (…) y proporcionar ruido de fondo cuando estallen los fuegos artificiales.

Fte.   dv
Pablo Aguado

Síguenos en Twitter