Costumbres Navideñas

Costumbres Navideñas

Llegó otra vez esta época del año en que muchas familias colocan el arbolito en sus casas y lo decoran. En la que llega a nuestros hogares el viejo simpático vestido de rojo, con barba blanca y algunos kilos de más a traer regalos. El mismo al que dar a otros le pone contento y feliz.


Algunas tradiciones navideñas pueden resultar curiosas, pero estamos acostumbrados a ellas y no parece normal. Sin embargo, hay costumbres de otros países que todavía pueden sorprendernos.

JAPONESES. Ni pavo, ni lechón, ni pescado. Lo que a los japoneses les gusta comer en Navidad es pollo frito. Por eso, no es extraño ver largas colas en los restaurantes de la cadena de comida rápida estadounidense Kentucky Fried Chicken (KFC). La tradición empezó en 1974 con una campaña publicitaria cuyo lema fue “Navidad = Kentucky” y que incitaba a comer pollo en esas fiestas. Se convirtió en el menú tradicional de los japoneses los días 23, 24 y 25 de diciembre, pero en especial de Nochebuena.

SUECOS.Desde 1959, las familias suecas se reúnen en torno a la televisión cada 24 de diciembre para ver el mismo programa. “El Pato Donald y sus amigos le desean una feliz Navidad” que la televisión pública sueca emite el día de Nochebuena a las 3 pm. Kalle Anka, como se llama en sueco al Pato Donald, se ha convertido en un personaje muy familiar para los suecos. Tan cercano   que muchos se saben de memoria los diálogos de ese capítulo. Tras la emisión del programa de una hora, los niños reciben los regalos. Dependiendo de la familia, pueden estar debajo del árbol de Navidad o en un saco que lleva Santa Claus.

LOS AYUDANTES. La misión de San Nicolás (Viejo Pascuero, Santa Claus, Papá Noel) de llegar a todos los niños del mundo en Navidad parece complicada. Pero no le faltan ayudantes. En Francia le acompaña Père Fouettard, un hombre con ropa oscura y barba nutrida cuya misión es decidir si los niños han sido buenos. En el País Vasco, a Papá Noel le ayuda Olentzero, un carbonero con el traje típico vasco. En Países Bajos, a San Nicolás le acompaña Zwarte Piet, un paje negro que lanza galletas a los niños. Con o sin ayudantes, el Viejo Pascuero siempre sonriente hace lo que puede por la felicidad de los niños del mundo. Dar a los otros le pone contento y feliz.

Fte.   BBC
Jaime Yacob

Síguenos en Twitter